Disponible en
Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook Canal de YouTube
Ávlared Noticias de Burgos El Espejo de León Carrión Aquí en Salamanca Segoviaudaz.es SoriaNoticias Pisuerga Noticias El día de Zamora
Compartir:

VALLADOLID

El vallisoletano acusado de asesinar a una periodista en Fuerteventura alega que fue un accidente sexual

Vista judicial
Imagen del juicio contra el militar vallisoletano que presuntamente provocó la muerte de una periodista argentina/ E.P.
Actualizado 17/02/2017 19:28:15
Redacción

Según el militar F.D.C., el juego erótico consistía en que "ella se enrollaba la manguera de la alcachofa de la ducha en el cuello y tener sexo así, mientras corría el agua".

El presunto asesino de una periodista argentina en Fuerteventura, que responde a las iniciales de F.D.C, ha asegurado ante la juez titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 6 de Puerto del Rosario, Ana Moreno, que la muerte de la joven fue un accidente durante un juego erótico.

Así lo ha manifestado F.D.C., natural de Valladolid, vecino de Aldeamayor de San Martín y militar destinado en el Regimiento de Infantería Soria 9, en Puerto del Rosario, tras comparecer ante la juez, el fiscal y la acusación en presencia de su abogado.

"Fue un accidente. El juego consistía en que ella se enrollaba la manguera de la alcachofa de la ducha en el cuello y tener sexo así, mientras corría el agua", aseguró en su declaración según indica el periódico La Provincia.

La joven periodista argentina L.M.O. apareció muerta a finales del mes de octubre de 2016 en su domicilio, localizando los bomberos su cuerpo en el interior de la bañera, con el cordón de la ducha en el cuello y sin signos exteriores de violencia.

En cuanto a la detención de su presunto asesino, ésta se produjo dos meses después de los hechos, ya que los investigadores no encontraron violencia en el domicilio ni en el cuerpo de la mujer. Además, tampoco encontraron huellas, si bien percibieron que habían desaparecido los móviles, el Ipad, las sábanas, las llaves de la vivienda o que los cables del router del ordenador estaban cortados.

Ante esta situación, los agentes pudieron descifrar las llamadas y mensajes de los móviles de la periodista, lo que les permitió determinar que la última persona que estuvo con ella fue F.D.C. Esto motivó que la Policía Nacional tuviera controlado, durante un tiempo, al militar, obteniendo nuevas pistas y deteniéndolo posteriormente.

Actualmente, F.D.C. se encuentra en la prisión de Tahiche, en Lanzarote, acusado de un delito de homicidio tras ser detenido el 10 de enero. Además, desde entonces ha tenido tres abogados, llevando su defensa actualmente el letrado madrileño Julián de Martín Muñoz.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.

AceptoMás información