Ávila Noticias Noticias de Burgos El Espejo de León Carrión Aquí en Salamanca Noticias Segovia SoriaNoticias Pisuerga Noticias El día de Zamora
El Periodico de Castila y León - Diario digital de Castilla y León
5 razones para celebrar el Día de la Felicidad

5 razones para celebrar el Día de la Felicidad

EDITORIAL
Actualizado 20/03/2018 12:52
Marta Marciel

Google nos felicita con una jornada donde está de moda ser feliz. Si aún no sabes por qué festejar algo así, te damos las claves.

'Pongamos de moda la felicidad', 'la felicidad está de moda', 'ser feliz es gratis', 'sonríe a la vida y ella te devolverá la sonrisa'... Vivimos en una era donde el positivismo es una gran fuente de información y el marketing ha sabido sacarle partido. Sin embargo, más allá de mantras que pueden ayudarnos a mantener el ánimo arriba, realmente hay razones tangibles para celebrar algo tan manido como el Día de la Felicidad.

1. Realmente, el Día de la Felicidad depende de ti mismo. Literal. A no ser que una desgracia terrible se haya cernido sobre ti y tu familia, probablemente no tengas grandes motivos para estar desanimado o triste. Si quieres no sólo ser feliz, sino también estarlo, entonces aprovecha tu propia actitud para conseguirlo.

2. Sólo se tiene lo que se da. Estamos de acuerdo en que a veces la vida se pone puñetera y lo que menos apetece en un día lluvioso es ponerse a cantar que es el Día de la Felicidad y de pronto las tristezas no existen. Sabemos que el mundo tiene muchas cosas malas, pero en la vida de cada uno existen cosas buenas. Si proyectas felicidad y buen rollo probablemente también lo recojas.

3. La felicidad no debe ser una meta. Nos pasamos la vida corriendo hacia nuestros objetivos para alcanzar un estado de paz o de calma exageradamente alto. Parémonos a disfrutar del camino. Imagina que hoy, Día de la Felicidad, es el fin de toda la carrera de obstáculos que llamamos vida. Y mira a tu alrededor, ¿has llegado o no? Aprende a disfrutar del viaje.

4. Siempre hay algo que agradecer. Aunque sea el plato caliente de comida que tienes frente a ti a las dos de la tarde. Agradece todo lo que tienes, porque no sólo las cosas materiales o el dinero deben formar parte de la suerte. Poder alimentarte, tener a tu lado gente que te quiere, que te aprecia y que te apoya es un gran regalo. Haz examen de conciencia cada noche antes de dormir y resalta tres situaciones diarias por las que darías gracias. Cada día puede ser el Día de la Felicidad si te lo tomas así.

5. Sólo lo que suma. No hay que cerrarse en banda a lo desconocido, pero sí sólamente aquello que suma es lo que nos hará crecer. Personas, situaciones, trabajos o relaciones que nos restan energía y felicidad no sólo no nos ayudarán, sino que nos harán peores. Disfruta del camino de la vida con lo que sume y haga que tú sumes a los demás.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.

AceptoMás información